Noticias sobre salud y tecnología en Colombia y el mundo

Encuentre todo sobre el panorama actual sobre salud y tecnología.

Friday, 27 July 2018 10:39

Acabar con las bacterias presentes en los alimentos de cultivo será tan simple como usar la cámara de un smartphone

Escrito por Heon Health On line
Valora este artículo
(0 votos)

Hace unos días, treinta y cinco personas se contagiaron de la bacteria E. Coli luego de consumir lechuga romana infectada en Estados Unidos. Esta situación llamó la atención del Centro para el Control de Enfermedades (CDC) lo que causó que el ente iniciara una exhaustiva investigación para determinar de dónde eran las verduras, determinando que eran procedentes de Yuma (Arizona). En total, 75 personas fueron hospitalizadas y se registró una muerte en relación con el brote.

Es algo sencillo evitar un brote una vez que se ha identificado la fuente. Sin embargo, ¿y si los agricultores nunca enviaron productos infectados? Por eso, una nueva tecnología de detección de enfermedades transmitidas por alimentos de la Universidad de Purdue está tratando de ayudar precisamente a evitar que estos casos se repitan. El dispositivo se conecta a teléfonos inteligentes y permite a los cultivadores analizar sus alimentos en busca de bacterias en cuestión de minutos.

La buena noticia es que esta tecnología podría ser aplicada en distintos países del mundo, a bajo costo, mejorando la calidad de vida de las personas que consumen este tipo de verduras.

Un uso funcional

Entonces, ¿cómo funciona exactamente el proceso de detección preventiva de Purdue? En primer lugar, el producto se vierte en una solución llena de fagos, un virus para las bacterias. Una sustancia química adicional en el agua ilumina el E. Coli infectado y la cámara de un teléfono puede detectar la bacteria brillante si está presente. Esto suena complejo, pero el sistema es en realidad más rápido que los procedimientos de prueba actuales, que pueden llevar días.

Mientras Purdue está trabajando para asegurar que los alimentos infectados no lleguen al mercado en primer lugar, otros investigadores están tratando de minimizar el daño hecho una vez que el producto llega a las tiendas.

OwlTing, una empresa de nueva creación fundada en 2013, quiere utilizar la tecnología de blockchain para hacer un seguimiento de cada paso que dan los productores de alimentos. Su objetivo es que los compradores recojan un alimento, escudriñen una pegatina con su teléfono y vean cómo se trataron los alimentos (es decir, con qué productos químicos), dónde se cultivaron o procesaron y cuándo ocurrió todo. Este registro puede ayudar a identificar qué productos pertenecen a un lote que podría estar contaminado. Los clientes pueden eludir las opciones que los enfermarán, y los tenderos pueden vender lotes seguros que de otra manera habrían desechado preventivamente.

Si no mejoramos en ese último paso clave, siempre tendremos un amigo que no se enteró de la retirada de alimentos hasta que fue demasiado tarde. Pero con suerte, con esta nueva tecnología al alcance de la mano, podemos evitar las enfermedades transmitidas por los alimentos antes de que lleguen a nuestros platos.

Visto 1420 veces Modificado por última vez en Friday, 27 July 2018 11:12